Por el centro de la provincia de Buenos Aires

Jueves 31/01/2019

El último Servicio Divino de entre semana para las comunidades Sierras Bayas y Azul, en la provincia de Buenos Aires, tuvieron una connotación especial con la visita del Apóstol de Distrito Enrique Minio.


“Fieles hasta el fin”, en Azul
La ciudad de Azul se ubica en la provincia de Buenos Aires, a 300 kilómetros al sudoeste de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Limita con los partidos de Tandil, Rauch, Olavarría, Tapalqué, Benito Juárez, y Las Flores.
El día miércoles 30 de enero, el Apóstol de Distrito Minio ofició en nuestra iglesia en Azul, acompañado por el Evangelista de Distrito Alejandro Argüello, el Primer Pastor Alejandro Rossi y siervos del lugar. La palabra del día fue la de Lucas 13:30 “Y he aquí hay postreros que serán primeros y primeros que serán postreros”.
Luego de expresar su alegría de poder conocer a la comunidad, hizo referencia, entre otras cosas, al lema del Apóstol Mayor dado para el año: “Ricos en Cristo”, recordando las “líneas de trabajo” para lograrlo.
En el desarrollo de la palabra, mencionó que si alguien asiste a los Servicios Divinos, colabora en las diversas tareas y cumple con las formalidades, ello no le asegura participar de la salvación, sino que será la fe en el seguimiento hasta el final la que generará los cambios que se deben manifestar en el crecimiento a la imagen de Cristo.
Colaboraron en el servir el Evangelista de Distrito, el Primer Pastor y el Pastor Fernando Gruñeiro, dirigente de la comunidad.
Finalizando la hora el Apóstol de Distrito saludó con alegría a los 48 concurrentes.

“Conducidos por el amor”, en Sierras Bayas
El día jueves 31 de enero de 2019 ofició en la iglesia Sierras Bayas (perteneciente al mismo Distrito), a unos 48 km de Azul. Sirvió bajo la palabra de Éxodo 15:13: “Condujiste en tu misericordia a este pueblo que redimiste; lo llevaste con tu poder a tu santa morada”.
En su servir, reflexionó sobre valorar la gracia de Dios. Resumió la historia desde la creación hasta la salida del pueblo de Israel del dominio egipcio por el desierto. Dios conducía a ese pueblo durante el día con una nube y por la noche con una columna de fuego y le brindaba alimento con el maná del cielo. Hoy nos brinda su palabra y nos guía para que tomemos las decisiones correctas, en el seguimiento y en las obras. ¿Decido cotidianamente tomando en cuenta la enseñanza del Evangelio? Nuestro modelo es Cristo.
Así como a aquel pueblo en el desierto, hoy también nos pide no adorar “dioses ajenos”: tal vez un proyecto de vida, el amor al dinero, una lucha en la salud, podrían llegar a transformarse en un “dios” y que olvidáramos nuestra alma. ¡Dejémonos conducir por el amor del fiel Dios!
Colaboraron en el servir el Evangelista de Distrito, el Primer Pastor y el Pastor dirigente Armando Barili.
Se vivió un hermoso momento cuando el Apóstol de Distrito pudo realizar el acto de Santo Sellamiento a tres almas. Finalizada la hora pudo saludar a los 68 fieles congregados.

GALERÍA
MÁS NOTICIAS

Riquezas de Dios

Domingo 10/02/2019

Perseverar

Domingo 10/02/2019

¡Dios permanece fiel!

Domingo 10/02/2019

Experiencias de fe, en Sierra de la Ventana

Domingo 03/02/2019

Por el sur de la provincia de Buenos Aires

Viernes 01/02/2019

Por el centro de la provincia de Buenos Aires

Jueves 31/01/2019
VER TODAS